2 Jul

La Mistica Sierra de la Demanda

La Sierra de la DemandaEntre La Rioja, Burgos y Soria se sitúa una de las tierras más enigmáticas de España. Llena de misterios, la Sierra de la Demanda es una comarca rica en referencias míticas provenientes de los orígenes de la humanidad. En ella se encuentran indicios de ritos ancestrales a la Madre Tierra, que sobreviven en los cultos a diversas Vírgenes Negras, junto con tradiciones referidas a ese misterioso objeto de poder llamado Grial. En estos montes moraron ermitaños, caballeros templarios y santos heterodoxos, impregnados por la energía telúrica de un tierra que les ayudo en la búsqueda de un mas allá trascendente.

En el corazón de Castilla, sobre las fuentes del Duero, existe una sierra que ha canalizado por sus abruptas peñas las expresiones más antiguas de un mundo mágico trascendente. Su nombre medieval era Sierra de la Demanda del Santo Grial.

En ella se acumulan una serie de elementos míticos que la han convertido en tabú: una zona sagrada que no debe ser invadida ni ocupada, so pena de irritar a los seres fantásticos que la pueblan. Romanos, visigodos, musulmanes y cristianos se limitaron a establecerse en sus lindes, como si un supersticioso temor les impidiera irrumpir en la comarca. Ermitaños, monjes y ciertos caballeros andantes fueron los únicos que se atrevieron a penetrar tímidamente en su interior, el cual irradiaba su magia por las regiones circundantes, nutriéndolas de su poder.

Tableros mágicos

La Mistica Sierra de la DemandaQue se trata de un enclave templario, relacionado con los Compañeros Constructores asociados a la Orden, lo demuestra otra leyenda que cuenta como el demonio impedía reedificar el monasterio de San Pedro de Arlanza (Burgos) y que su abad llamo a un anciano templario de Alveinte. Este hizo grabar en el pavimento de la iglesia el tablero para el juego del alquerque o tres en raya, que todavía podemos ver hoy, inscribiendo bajo su ficha central un símbolo mágico. Cuando el Diablo levanto esa ficha, la sola visión del signo le hizo huir, porque era el utilizado por el rey Salomón para dominar a los genios que le ayudaron a construir el Templo de Jerusalén. Y narran, quienes conocieron el lugar antes de su ruina total, que el pavimento de la iglesia de Na. Sa de Alveinte poseía tres de estos tableros mágicos, que canalizaban y distribuían las corrientes telúricas del lugar entre los caballeros templarios, proporcionándoles su riqueza y sabiduría.

Loading...
Lee esto también  La Profecia Maya
Comparte esto:
Share

Comentários no Facebook